La causa más común de una debilitación y pérdida de cabello tempranas es la alopecia androgénica también conocida como calvicie común. Afecta al 40-80% de los hombres y al 20-40% de las mujeres y viene condicionada por una sensibilidad heredada a las hormonas masculinas (andrógenos) por el folículo piloso.

La degeneración del bulbo piloso es el evento principal que caracteriza el patrón de pérdida de cabello. Por tanto algunos complementos nutricionales son eficaces porque actúan desde el interior, aportando activos directamente sobre la raíz pilosa y que el cabello aprovechará para extraer los micronutrientes necesarios para su crecimiento.

Tú eliges
Lo mejor es optar por formulaciones que además de aportar un complejo multivitamínico anticaída, incluyan otros activos que actúen de forma integral a nivel hormonal y nutricional sobre las causas que provocan la caída del cabello.

Plantas como el Sabal, la Ortiga , las Semilla de calabaza o las Semillas de lino son de gran ayuda para frenar la caída del cabello al impedir la formación de la hormona implicada en la alteración del ciclo capilar. Otros activos, como
el Té verde o las Semillas de uva ejercen una acción estimulante de la microcirculación favoreciendo la entrada de nutrientes a la raíz pilosa. 

Las Vitaminas del grupo B, la Cola de Caballo, fuente de Silicio, Selenio y Cisteína, la Taurina, o algunos Ácidos grasos esenciales (EPA, DHA, GLA) aportan un valor nutricional en el mantenimiento de ciertas proteínas que contribuyen a dar estructura no sólo al cabello si no también a la piel y a las uñas, aportando nutrientes necesarios para reforzar el cabello débil, fortalecer las uñas y mantener la salud de la piel.

Tu ayuda Sura Vitasan


Foto bote VitalCapilar